Dionisia Casco
La Lupa 07-12-2017
  • Comerciante estafada por más de G. 2.600 millones pide justicia

La propietaria de una empresa distribuidora de bebidas fue estafada por más de 2680 millones de guaraníes en diciembre del año pasado. El presunto estafador fue atrapado recién en julio de este año y el día de hoy sería beneficiado con la libertad condicional del penal de Emboscada por orden de un Juez. La mujer se encuentra prácticamente en la calle y pide que se haga justicia.

Doña Dionisia Casco es propietaria de una empresa distribuidora de bebidas en la ciudad de Capiatá. En diciembre del año pasado abonó la suma de 2.680 millones de guaraníes en concepto de mercaderías varias al señor Julio Cesar Doldán, quien desde la ciudad de Presidente Franco trabajaba hace bastante tiempo con la comerciante como el proveedor de sus productos.

Pero grande fue la sorpresa de la mujer al saber que la mercadería, por el millonario monto abonado en la última ocasión, jamás existió. Tras realizar la denuncia, la Policía dictó una orden de captura contra el hombre de 60 años y contra su hijo, de nombre Ericcson.

El señor Doldán fue atrapado en julio de este año cuando intentaba salir del país. Su hijo se encuentra aún prófugo, según la denunciante.

Ayer, Casco recibió la noticia de que tras seis meses de guardar reclusión el presunto estafador obtendrá el beneficio de la libertad condicional dictaminada por el Juez de la causa. Doña Dionisia se encuentra a punto de perderlo todo, pues para pagar el dinero en aquella ocasión tuvo que hipotecar su casa y realizar varios prestamos de diferentes sitios.

La comerciante espera que la justicia obre de buena manera y así poder recuperar parte de lo perdido.


/ Con información de Telefuturo